martes, 22 de septiembre de 2015

Las ocupaciones de B

El jueves pasado, la consultora de lactancia dio de alta a B, en cuanto a su peso; con 5.200 k, mi niña de 60 cm. llegó al puntito de la curva en el que debía estar. Doy gracias a Dios por eso, y por supuesto: a la doctora de lactancia y a su pediatra. Hoy, comió y comió, y creo que estuvo ocupándose de crecer. A eso se dedica, fundamentalmente, aunque también pasa tiempo en el gimnasio, hace sonar la mariposa de su portabebé, baila con su papá, y nos escucha contarle cómo es el mundo -algunas cosas edulcoradas, cuando las cuento yo-.

Silvia Parque

10 comentarios:

  1. Muchas felicidades a las dos. Un beso

    ResponderEliminar
  2. Muchas felicidades por haber cumplido con los percentiles, porque sé que es una de las preocupaciones de los padres.
    Si tú eres la edulcoradora, ¿es su padre el que le va dejando entrever la que se le viene encima?
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ay, sí, Macondo, gracias! Vieras que yo vi todos los videos de la red de Carlos González, un pediatra famoso entre otras cosas por explicar cómo no todos los niños tienen que estar en el percentil 50 de peso y talla, que hay niños delgaditos, que las mamás se ponen locas por nada, así que yo estaba muy lista para dejar que el peso y la talla fueran "por la libre", pero la maternidad trae sorpresas, y ante el diagnóstico de desnutrición, ahí me tienes pendiente de cada gramo.
      ¡Besos!

      Eliminar
    2. En cuanto a la edulcoración, sí: su padre es de lo más dulce con ella, pero le pinta el mundo con un realismo que a veces intervengo para preguntar "¿es necesario?" Por ejemplo, como toma también leche de fórmula, yo le digo que las vacas buenas nos dieron esa leche, y él le cuenta que se las quitamos, que era para sus becerros y las tenemos esclavizadas, bla, bla... muy como es, en realidad. Cuando pongo el grito en el cielo, le cambia el relato de un modo muy divertido, pero ciertamente algo "ácido" visto desde fuera.

      Eliminar
  3. felicidades. sobre todo es una niña feliz. un beso.

    ResponderEliminar