viernes, 4 de julio de 2014

Buñuelos, como tantas cosas, los hay así y asá

Paseando por la blogósfera, llegué a Factoría de recetas, de Meri. Es un blog lindo. Hice click desde una lista, de uno de los blogs de Telma, porque me gustó el nombre de la entrada anunciada: "Buñuelos de viento". Quise saber qué cosa le agregaba lo poético a una receta de buñuelos.

Iba leyendo los ingredientes, cuando vi la foto de los susodichos... ¡eran -son- bolitas! He visto buñuelos grandes y pequeños, con azúcar, con miel, con piloncillo; he juzgado que los Bimbuñuelos Bimbo hicieron bien en agregar el prefijo para no llamarse "buñuelos", porque los buñuelos, "como todo el mundo sabe" son extendidos, como los de mi abuela, que tiene la marca registrada "el buñuelo". Así debía corroborarlo la máxima autoridad no confiable en información no importante: ¡pero no! Según Wikipedia, los buñuelos son "una masa de harina que se fríe en abundante aceite", pueden llevar relleno, y son muy diferentes, en diferentes países -de hecho, son distintos en mi rancho y en donde vivo-.

Es tierna la mirada infantil que nos lleva a creer que el mundo es lo que alcanzamos a ver. Y qué importante recordar, con las pequeñas cosas, lo lejos que estamos de una "última palabra" en cualquier temática.

Silvia Parque

4 comentarios:

  1. Yo no soy de dulce, me va más lo salado, pero los buñuelos me encantan.
    Aquí en Cataluña son muy típicos para cuaresma, y mi hermana y yo nos pasamos semanas comiéndolos cada viernes, y poniéndonos "bolitas" como el propio buñuelo. Sin relleno riquísimos, y rellenos de crema también, pero no en todas partes saben hacerlos buenos, hay que escoger.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Para Cuaresma! Yo los pienso en Navidad :D Muy de acuerdo con eso de que no en todas partes los hacen buenos; a mí no me encantan, en general, así que tal vez por eso me pongo más exigente. Como los de mi abuela, ningunos, y hace añísimos que no hace :)
      ¡Besos, Inma!

      Eliminar
  2. Jjajajaja miro en mi lista de blogs y veo dos casi seguidos sobre buñuelos... Y digo: qué casualidad, no? Voy a decirle a Silvia que mi amiga Meri también ha escrito sobre buñuelos! Jajajja Pero ya he visto que de casualidad, nada :)
    A mí, los buñuelos no me dicen nada. En general, los dulces fritos me empalagan bastante...

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :D de casualidad, nada ;D :D
      A mí no me gustan mucho, excepto cuando tienen su "toque", hay unos que sí se me hacen buenos; pero también, los dulces fritos, afortunadamente, me empalagan pronto :) ¡¡Ojalá pasara con el chocolate!!
      ¡Besos, Telma!

      Eliminar