domingo, 27 de enero de 2013

Monitorear la tristeza

No sé bien si la tristeza es buena: creo que es necesaria, y sé que inevitablemente las personas normales le hacemos lugar de vez en cuando. Ojo cuando se quede un buen rato sin motivo aparente, cuando incapacite para el trabajo o para tratar con las personas cercanas, y cuando no sea posible imaginar algo bueno para después del rato triste.

Silvia Parque

6 comentarios:

  1. La tristeza es bella a su manera. Los momentos tristes que nos enseñan a ser mejores, son bellos a su manera.

    ResponderEliminar
  2. La tristeza es la madre de muchos poemas.

    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí. Bellos como bella puede ser la tristeza -siguiendo a Otsoa, que comenta arriba-.
      ¡Besos, Taty!

      Eliminar
  3. Lo que más miedo da es la tristeza sin motivo, creo que es cuando deben sonar las alarmas. Cuando hay un motivo concreto es normal y hasta sano sentirla, pero como tú bien dices, con cuidado, que no se instale a vivir con nosotros.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, además las tristeza sin motivo -o mejor dicho, sin motivo evidente o "lógico"-, complica la situación para quienes están alrededor... la tristeza porque pasó algo triste, es hasta una señal de salud mental :)
      Besos, Inmagina.

      Eliminar