jueves, 12 de julio de 2012

Una película que no es maravillosa

Hoy vi "Un mundo maravilloso", de Luis Estrada, del año 2006. Me parece representativa de un mal que aqueja a la sociedad mexicana.

Gabriel Zaid escribió, en "Pudores homicidas" (que aparece en Cómo leer en bicicleta): "Somos capaces de ahogar en sangre una discusión, para volver a ser corteses y restablecer la normalidad: la omisión de la verdad ante quienes pudieran sentirse mal. ¿Cómo vamos a herirnos ni con la más remota crítica? ¡Matar, antes que ofender!"

A la peli le sobra un cuarto de hora. Para tener casi dos horas de película, hay que tener una película MUY bien hecha. Tiene un montón de nombres importantes en el reparto y no es una producción "artesanal". La idea es buena: habría podido ser muy divertida. Así que imagino a los amigos viendo los avances, ¿nadie mencionó que tal detalle era chocante y que tal otro también?

Hay momentos en los que la crítica daña, por ejemplo, cuando apenas va gestándose una idea; hay otros en los que no tiene sentido; por ejemplo, justo en la noche del estreno de una película, en la casa del director. Pero habría que darle valor: es útil. Creo que en gran parte de este país, si se le tiene buena voluntad a alguien o a algo (al proyecto de una película, por ejemplo), no se le critica.

Silvia Parque


No hay comentarios:

Publicar un comentario