lunes, 9 de febrero de 2015

El huevo cocido

El huevo es un gran alimento: es de lo más barato en proteína animal, no tiene que refrigerarse, y cocido puede tener buen sabor, sin grasa ni sal.

El huevo cocido ha sido tan frecuente en mi menú de embarazo, que supongo que la niña reconocerá su sabor cuando lo pruebe. A mí nunca se me antoja; no podría decir que no me gusta, pero tampoco es exactamente de mi gusto; la gran cosa es que me saca de apuros: puedo dejar huevos cociéndose casi sin supervisión y quitar la cáscara es rápido; hasta se comen rápido: no es que prefiera comer rápido, pero a veces es útil. Con unas gotitas de aceite de oliva y rebanadas de pan, puede presentarse bonito.

Silvia Parque

No hay comentarios:

Publicar un comentario